jueves, 1 de diciembre de 2016

De la base catalana a pilar en la Selección

La proximidad de los encuentros entre Hungría y España me hace darme cuenta de que algún que otro jugador se ha hecho mayor dentro del fútbol sala nacional. Analizando la lista de convocados de Venancio se me viene a la mente dos niños que pegaban patadas a un balón y que han llegado a vestir una de las camisetas más importantes de la LNFS, como es la del FC Barcelona Lassa.



Dos jugadores formados en Cataluña y que ya son iconos del futsal catalán y español, que se criaron en las filas de Catgas Santa Coloma y de F.S. Vilassar de Mar, dos clubes referentes en tierras catalanas. Durante mis 10 años como responsable técnico en Vilassar de Mar me permitieron ver sus progresiones exponencial y donde tuve la gran oportunidad de empezar con la nada hasta llegar a tener 18 equipos en diferentes categorías destacando uno en plata masculino y otro en división de honor femenino, más de 200 niños disfrutando de los que muchos llamamos nuestra pasión.

Marc Tolrá y Adolfo Fernández, Adolfo Fernández y Marc Tolrá ambos me traen buenos recuerdos. Marc fue pulido como alevín por un gran formador como es el actual preparador físico del FC Barcelona Lassa, Jordi Illa. A pesar de ya estar desempeñando mi labor en Martorell, día tras día veía en F.S. Vilassar de Mar como crecía, y no solo en estatura, su evolución ya hacía presagiar que algo bueno saldría de ahí. Marc pondría rumbo al Barcelona y ahí siguió la evolución que todos esperábamos de el.



Y que decir de Adolfo Fernández, desde alevín lleva cosechando triunfo tras triunfo. Campeón de España en 2005, donde coincidió con mi hijo Pol hasta la realidad que es hoy en día. A pesar de la intentona de Movistar Inter por hacerse con él, el FC Barcelona Lassa consiguió a la perla catalana que les llevará a grandes objetivos. 


Ambos vendrán a Hungría y  nos harán sufrirles y disfrutarles a partes iguales, dos niños que se han convertido en hombres y llevan el futsal en la sangre.